sábado, 7 de mayo de 2011

Ramírez admite que los ingresos extraordinarios serán gastados sin control y que PDVSA seguirá endeudándose

VenePirámides
El ministro de Energía y Petróleo, Rafael Ramírez, aseguró que nada de los ingresos extraordinarios o exorbitantes que se recibirán por los altos precios del crudo se utilizarán para el plan de inversión, por 12 millardos de dólares, que calcula desembolsar este año Petróleos de Venezuela, y que sobre su gasto por los fondos del Ejecutivo no habrá control alguno.

"Ninguno de estos recursos es para el sector petrolero porque nosotros tenemos mecanismos dentro de la propia industria para captarlos, como lo es el endeudamiento masivo y continuado", dijo el ministro Ramírez al defender la reciente aprobación de la contribución especial que se cobra por sus elevados precios, conocido como impuesto a la ganancia súbita.

En los últimos 5 años la empresa se ha visto obligada a incrementar su deuda a través de la solicitud de préstamos a bancos extranjeros o mediante la emisión de bonos, que el año pasado alcanzó el récord de 24,9 millardos de dólares, según la Memoria y Cuenta 2010 de la petrolera.

La ley señala el cobro de 80% por este tributo cuando el precio promedio mensual de la cesta venezolana supere los 70 dólares por barril, se incrementa a 90% si la cotización se sitúa entre 90 y 99,99 dólares y sube a 95% si se coloca por encima de 100 dólares por barril.

Los cálculos de Pdvsa indican que si el crudo venezolano se cotiza en 90 dólares por barril, como es la aspiración mínima del Gobierno, el tributo a la ganancia súbita aportará este año 9,1 millardos de dólares, y la recaudación podría llegar a 16,3 millardos de dólares si los precios se mantienen estables en 110 dólares por barril.

"Si nosotros dejamos que todos esos ingresos exorbitantes entren al torrente de los gastos corrientes, sencillamente no los comeríamos. Esa ha sido la historia hasta que llegó la revolución bolivariana", afirmó Ramírez.

Un fondo transparente. El ministro de Energía y Petróleos defendió la transparencia del Fondo de Desarrollo Nacional, el instrumento financiero al que Pdvsa mensualmente debe transferir lo que recaude por la contribución especial o el impuesto a la ganancia súbita. "El Fonden está perfectamente abierto, auditado y sujeto a nuestras leyes", aseguró.

Este fondo ha sido considerado por economista como un presupuesto paralelo del Gobierno, según reportó el diario El Nacional.

1 comentario:

  1. Entiendo que los bonos PDVSA sean comprados por venezolanos, pagados en bolivares, y vendidos para convertir en dolares. Tambien veo que es atractiva una rentabilidad efectiva de 16-17% en dolares para quien los compra en secundario afuera. Ni la deuda del peor pais africano rinde tanto. Pero...no está claro que simplemente PDVSA no puede pagar sus bonos 2014,15,16,17 etc etc???? Esta sobre-endeudada no hay manera que pague ese capital. Que va a pasar con esos bonos a partir del 2012???

    ResponderEliminar