jueves, 16 de julio de 2009

Carta abierta de la Coalición de Víctimas de Stanford a Barack Obama


El Wall Street Journal de ayer publica una carta abierta que dirige la Coalición de Víctimas de Stanford, víctimas de la estafa de "Sir" Allen Stanford, al Presidente de los Estados Unidos, Barack Obama.
El texto de la carta, traducida al español, es el siguiente:

Estimado Presidente Obama:

Somos las víctimas de lo que se ha alegado ser una de las operaciones financieras más fraudulentas, políticamente corruptas y criminales en los anales de la historia. Somos los inversionistas inocentes que cayeron a través de las grietas de la estructura de regulación financiera de los Estados Unidos. Hemos perdido los ahorros de nuestras vidas a través de un corredor de valores mayormente carente de regulación basado en los Estados Unidos: Stanford Financial Group
El escándalo de Stanford ha devastado las vidas de miles de víctimas de todo el mundo, incluyendo víctimas en 35 estados en los Estados Unidos de América y en 60 países. Las víctimas son personas que lo hicieron todo de manera correcta y los ahorros de nuestras vidas por un total de USD 7.2 billones han desaparecido. Somos maestros de escuela jubilados, veteranos de la guerra, propietarios de pequeñas empresas, y gente honesta, muy trabajadora que tomó todas las medidas posibles para garantizar la seguridad de sus fondos de jubilación. No se trata de que hicimos malas inversiones. Nos basamos en la información proporcionada por nuestros reguladores financieros y nuestros asesores financieros licenciados por las autoridades respectivas – los que apuntaban a una institución financiera americana saludable y en crecimiento.

Durante más de dos décadas, el Stanford Financial Group y sus diversas entidades, incluidas las de Stanford International Bank de Antigua, fueron capaces de funcionar sin una supervisión adecuada por numerosos los organismos oficiales encargados de nuestra protección. Múltiples organismos del gobierno de Estados Unidos tuvieron conocimiento de las presuntas prácticas fraudulentas de Stanford y la corrupción dentro de la Gobierno de Antigua y, sin embargo, nunca se advirtió de estas circunstancias a los inversionistas de Stanford. El Departamento de Estado de los Estados Unidos, el Departamento de Justicia, el Departamento del Tesoro, la SEC y FINRA tenían suficientes evidencias para alertar y tomar acciones para proteger a los inversionistas desde al menos 1.999.

A raíz del allanamientos que practico la SEC en febrero de 2009 a las oficinas de Stanford, se ha hacho del dominio público que el gobierno de los Estados Unidos se apoltronó y permitió que una institución financiera captara billones de USD en IRA’s, planes de retiro ERISA, fondos destinados al pago de educación universitaria y ahorros de una vida, a pesar de pruebas bien documentadas que debieron haber justificado acciones gubernamentales en diversos frentes, pero en su lugar tuvieron como consecuencia la recomendación de Stanford por numerosos miembros del Congreso e inclusive a los más altos niveles del gobierno de los Estados Unidos.
Las víctimas de Stanford son daño colateral, atrapados entre el “fraude masivo en proceso” alegado por la SEC y la ausencia de acción gubernamental a nivel nacional e internacional, que debió habernos salvado de la devastación.

Presidente Obama, usted ha tomado medidas extraordinarias para ayudar a poner a América en el camino a la recuperación financiera, y sin embargo miles de víctimas del fraude financiero se están convirtiendo en un lastre para sus familias y el gobierno porque el gobierno de los Estados Unidos no ha sido responsable de sus acciones y omisiones. La petición que le hacemos es que, como mínimo, que tome las medidas necesarias para que el gobierno de los Estados Unidos haga del conocimiento público qué fue lo que realmente ocurrió en Stanford Financial Group y cómo un esquema tan complicado fue capaz de infiltrar el sistema financiero global y arruinar las vidas de tantas víctimas inocentes.
El mundo entere observa cómo los sistemas regulatorio y legales de los Estados Unidos manejan las pérdidas debilitantes de víctimas inocentes de un fraude como el de Stanford. A estas víctimas se les ha denegado la cobertura del seguro del SIPC a que calificamos legalmente y ahora enfrentamos un largo camino a lo que pareciera ser una recuperación muy limitada. El sistema financiero americano no puede darse el lujo de transmitir el mensaje de que los inversionistas defraudados en los Estados Unidos y el extranjero serán privados del derecho a la protección de los ahorros de sus vidas. Somos el mejor ejemplo de la necesidad de una reforma legislativa, y un plan para compensar a las víctimas cuando el sistema falla.
Solicitamos que el gobierno de los Estados Unidos explore todas las posibilidades para ayudar a las víctimas de Stanford a recuperar sus pérdidas y acometer la necesidad legislativa de compensar a aquellos que sufren pérdidas catastróficas cuando el cumplimiento de los requisitos regulatorios no es debidamente supervisado por los organismos competentes. No estamos solicitando caridad, sólo queremos recuperar lo que es legítimamente nuestro.

Atentamente,
Coalición de Víctimas de Stanford
En búsqueda de justicia para el fraude internacional

8 comentarios:

  1. Felicitaciones a todos los que han aportado para la publicaciòn de la carta a Obama, Dios quiera que el Presidente de USA tome las acciones pertinentes para que podamos recuperar nuestros ahorros, reconozca que la SEC y todos los entes reguladores del Norte fallaron sobre este caso, espero que haga justicia, amèn

    ResponderEliminar
  2. NADA HARA OBAMA, ESTO HA SIDO PLANIFICADO DESDE LA CONVENCION DEMOCRATA EN DENVER 2008, OBAMA DIUO LA ORDEN DE DESTROZAR A SFG

    ResponderEliminar
  3. Tampoco podemos ser tan pesimistas.Obama puede hacer mucho y con el sentido de la palabra, tenemos mucho que recibir de buenas noticias.Espero porque yo tambien tengo lo ùnico que me sustentaba allì.Luz para el presidente Obama y que consiga una salida Justa a èste problema que nos afecta a todos.
    Muchas gracias. OJD Caracas, Venezuela

    ResponderEliminar
  4. senor presidente obama nuesto problema es muy amargo le pido de alma queremos la recompensa de nuestro sudor

    ResponderEliminar
  5. obama tiene de dar la cara al mundo que estados unidos un pais solido ,los bancos americano son confiables,las victimas del fraude seran satisfecho,

    ResponderEliminar
  6. Amigo estamos de acuerdo, Estados Unidos fue el centro de fraude, fue ejecutado desde su territorio, con individuos e instituciones americanas, dentro de un grupo de empresa de nacionalidad americana (SFG), el problemita es que el SIB era miembro del SFG, pero no era un banco americano, he aqui el gran problema

    ResponderEliminar
  7. Si el Sr. Obama no apoya a los inversionistas de SIB, quiere dar a entender que ningún inversionista debe tomar en cuenta a los bancos americanos para su dinero, ya que corren el mismo riesgo que los de Stanford, o que creen que todos estan funcionando maravillosamente? Porqué la ayuda del FMI solo fue para unos cuantos? Acaso lo único que querían era tronar a Stanford? Porqué ahora la acusación sobre el banquero solo es por fraude, y ya no por Ponzi, acaso no lo pueden comprobar?

    Hay muchas preguntas sin respuesta, esperemos en Dios que el Sr. Obama nos apoye.

    ResponderEliminar
  8. QUE VIVA OBAMA EL MUNDO ESTA CONTIGO QUE DIOS TE BENDIGA TU ERES HOMBRE DE PAZ Y DE SENTIMIENTO PROFUNDO PARA SOLUCIONAR LOS DOLORES DE LA HUMANIDAD COMO NOSOTROS DESESPERADOS,YA SOY UN MENDIGO DESDE QUE PERDI MI DINERO ,SOY MOCHO NO TENGO MANOS ,DEFUNTO MI PADRES ME DEJAROS UNA GERENCIA DE 85.000 DOLARES POR LOS QUE ME DABAN AL MES ME DEFENDIA. QUEREMOS JUSTICIA

    ResponderEliminar